TU SALUD EN BUENAS MANOS. 30 AÑOS A TU SERVICIO.

La terapia con ventosas o cupping tiene sus orígenes en la medicina tradicional china.

Consiste básicamente en adherir a la piel ventosas mediante el vacío que se crea en su interior a través del fuego (ventosas de cristal) o de una bomba succionadora (ventosas neumáticas).

Los efectos fisiológicos que se obtienen por su aplicación son:

  • Aumento de irrigación sanguínea
  • Alivio del dolor
  • Aumenta circulación linfática (disminuir edemas)
  • Aumenta el metabolismo celular
  • Aumento del oxígeno y nutrientes de los tejidos
  • Hiperemia local
  • Liberación miofascial
  • Activa el sistema inmunitario
  • Tratar contracturas y rigidez muscular (efecto relajante)
  • Terapia antiinflamatoria y analgésica

image-divider